Lean Manufacturing: factor tecnológico

Esta es la tercera entrada de una serie de artículos sobre Lean Manufacturing, para conocer la segunda entrada haga clic aquí y conozca la relevancia del factor humano en la implementación de este modelo.

Haciendo retrospectiva, ya hemos hablado sobre lo que implica Lean Manufacturing: hacer más con menos ofreciendo en todo momento generar productos de valor para el cliente o consumidor al tiempo que se disminuye el desperdicio. También hablamos de la relevancia del factor humano dentro de su implementación: el compromiso por parte de los colaboradores al momento de ejecutar.

Sin embargo, existe otro factor de gran relevancia al momento de adoptar Lean Manufacturing en una empresa: el factor tecnológico. Siguiendo el eje central al momento de hablar de factor tecnológico, este sigue la tendencia el evitar desperdicio. Según Taiichi Ohno, pionero de la metodología just in time, el desperdicio es cualquier cosa que exceda la cantidad mínima de equipos, materiales partes, espacio, mano de obra, etc. Partiendo de lo anterior tenemos como principales desperdicios:

  1. Sobreproducción. Producir más producto antes, más rápido o en cantidades mayores a las requeridas.
  2. Demoras o tiempos de espera. Operarios o clientes esperando por material o información
  3. Almacenamiento excesivo de materia prima, en proceso o terminada
  4. Mover material en proceso o producto terminado de un lado a otro
  5. Reparación de un material en proceso o repetición de un proceso
  6. Desperdicios de procesos. Los desperdicios en la elaboración de productos no agrega valor en el cliente
  7. Cualquier movimiento de personas o máquinas que no agreguen valor

Estos son de los vicios más relevantes y recurrentes que puede tener una empresa productora, en especial porque va en contra de todo aquello que representa Lean Manufacturing. Es aquí donde entra y juega un papel sumamente importante el factor tecnológico, ya que este ayuda a controlar, disminuir o incluso a erradicar estas malas prácticas. El factor tecnológico puede hacerse presente de diversas maneras, desde maquinaria que brinde una mayor capacidad de producción, hasta herramientas tecnológicas que nos brinden métodos de ahorre tiempo y a su vez dinero.

En el mercado existen diversas opciones que pueden ayudarle a reforzar la disminución de desperdicios, imagine una que le ayude a optimizar sus procesos de producción, con tiempo de espera al proporcionar información en tiempo real a diversos sectores productivos, con inventario al mostrarle la trazabilidad de su materia prima y notificar el estado de sus inventarios según su demanda productiva, con defectos al brindar formulaciones específicas para evitar errores o con los desperdicios por procesos al establecer retrabajos para realizar nuevos productos.

BatchMaster es la herramienta que cuenta con diversos módulos que favorecen la implementación de Lean Manufacturing en su empresa, si usted ya cuenta con el factor humano, nosotros podemos ser el complemento de su empresa para hacer más con menos. Implemente soluciones que favorezcan su negocio con su socio en productividad.